A unos cuantos kilómetros al este de la avenida principal de Las Vegas, encontrarás una gema oculta, tanto que mucha gente ni la conoce. Aventúrate y encontrarás un lugar que te remontará a tu infancia y revivirá a tu niño interior, lo único que necesitas son unas cuantas monedas de cuarto de dólar.

Te preguntarás qué es este lugar. Es el Pinball Hall of Fame, donde las campanas, carritos chocones y chicharras te recordarán los videojuegos con los que creciste.

Pinball HOF GIFHistoria

Tim Arnold comenzó a coleccionar máquinas de pinball cuando apenas tenía 16 años. Durante su infancia, el pinball era muy popular, en especial si consideramos que estaba prohibido en Nueva York, Los Ángeles y Chicago, porque muchos lo asociaban con las apuestas. Eventualmente, se quitó la prohibición en la década de 1970, por lo que el pinball estuvo disponible para todos. Con el paso de los años Tim siguió coleccionándolas hasta hacerse de bastantes máquinas de pinball y maquinitas de videojuegos de antaño.

A principios de 1990, él y su esposa, Charlotte, se mudaron a Las Vegas, y trajeron consigo una colección de casi 1,000 máquinas de pinball. No estaban seguros de qué hacer con ellas después de que llegaron, por lo que Tim las almacenó en su patio trasero. Para su buena suerte, en Las Vegas no hay que preocuparse de las lluvias.

Poco a poco, mudó sus juegos al almacén e instauró las “Noches de diversión”, donde los juegos estaban abiertos para el disfrute del público. La meta era recaudar suficientes fondos para después abrir el Pinball Hall of Fame, el cual se hizo realidad en 2006.

Ambiente

Podrías pensar que retrocediste en el tiempo conforme pasas por sus puertas, pero es parte de su atractivo. En el interior hay filas y filas de máquinas de pinball con una colección de videojuegos de antaño mezclados, algunos tan antiguos que datan de 1930.

Una delicada iluminación destaca el brillo de las máquinas de pinball. En el aire resuenan los sonidos del tintineo de las moneditas, los ecos repetidos de las campanas y chicharras de las máquinas, muchas risas e, inclusive, algunas lágrimas. Conforme caminas por los pasillos para conocer todo lo que ofrece este lugar, comenzarás a darte cuenta que el niño que llevas dentro sigue más vivo y sano que nunca.

¿Qué lo hace tan especial?

¿Sabías que antes del pinball existió algo que ayudó a preparar el terreno para darle su nombre actual?

Si no lo sabías, entonces estás de suerte. Una de las cosas interesantes de este lugar es que cuenta con una máquina de pinballoriginal, propiedad de Tim y Charlotte, antes de que se le conociera formalmente como pinball.

El juego era JIGSAW y surgió en 1931, por lo que es uno de los juegos más antiguos de su colección, pero lo mejor es que todavía funciona. La meta es lograr que la bola metálica entre en cada uno de los orificios y completar así el rompecabezas, pues cada orificio corresponde a una pieza del mismo. Pero a lo largo de la tabla hay pernos (pines) metálicos que alejan la bola (ball) de los orificios, de ahí el legendario nombre de pinball.

Pero este lugar ofrece mucho más que tan sólo máquinas de pinball. Son los videojuegos de antaño los que hacen que destaque. Claro, todos sabemos que las máquinas de pinball son divertidas, pero, ¿alguna vez has jugado Sega Basketball o Magic Baseball, o bien Goalie, o aún mejor, Fifth Inning? ¿habías escuchado de ellos? si no los conocías ¡éste puede ser tu gran momento!

¿Por qué visitarlo?

Aún si no te gustan las máquinas de pinball ni los videojuegos saldrás queriendo intentar cada uno de los juegos de la colección. Experimentarás todo tipo de sentimientos y emociones durante tu paso por aquí, fascinado con la historia de algunos juegos y lo inimaginable de otros, pero sobre todo con la historia del pinball. Es algo que no podrás encontrar en ningún otro lugar, puesto que aquí se consolidó su gran época de oro. Con eso te decimos todo.

Pinball Hall of Fame
1610 E. Tropicana Avenue
Las Vegas, NV 89119

Abierto 7 días a la semana, 11a.m.-11p.m.

LOAD MORE