El boletín que le compartimos a nuestro personal decía lo siguiente: “Se busca un escritor. Misión: aceptar el Desafío Buffet de Las Vegas.” Un alma valiente y hambrienta se acercó al plato, literalmente. Aquí su historia:

Seis buffets. 48 horas.

Es como si alguien hubiera inventado un nuevo deporte para mi específicamente. Sentía como si hubiera estado entrenando para esto la mayor parte de mi vida. ME podía ver a mi mismo en la cima del podio recibiendo mi medalla… si la estructura no colapsa por el peso extra que estuve empacando durante mi atracón de dos días.

Pero aquí dejo lo que aprendí durante mi Vegas Buffet Challenge. Es cierto, siempre es todo lo que puedas comer en Las Vegas. Puesto de manera sencilla, los buffets de Las Vegas son el lugar donde cantidad y calidad coexisten felizmente.

 

Día 1

¿Cómo empezar? La mejor parte del reto de buffets en Las Vegas es que no hay respuestas equivocadas. Decidí desayunar en el Wynn Las Vegs, una perfecta forma de comenzar el día. De ahí fue al centro de Las Vegas para almorzar en el Golden Nugget, y para cenar tome un coche para ir al sur de Las Vegas Boulevard al M Resort para ir al renombrado Studio B buffet.

El buffet en el Wynn de Las Vegas (L-V, desayuno de 8 – 11a, almuerzo de 11a – 3:30p. Brunch sábado y domingo 8a – 3:30p, cena de 3:30 – 10p.)

 

Digamos que si no hubiera estado tan despierto cuando entré al buffet no hubiera necesitado café para hacer el truco. Todo de este lugar me hizo abrir los ojos, desde los chefs que manejan una plancha rotativa desde la cual sirven panqueques e incluso tacos callejeros, que aparentemente, se sirven sin importar que hora sea. Me limite a la oferta tradicional de desayuno, pero revisé las opciones de postre solo para ver qué ofrecían. Pastas francesas bañadas en varios chocolates, golosinas de cereal de arroz y fruta, una estación de helado que incluso tenía opciones veganas.

 

Escuché que el buffet fue renovado hace aproximadamente un año para agregar más de 120 platos y postres nuevos e innovadores. Solo puedo imaginar cómo son el almuerzo y la cena aquí. La calidad fue fantástica y la variedad fue aún más impresionante.

El buffet del Golden Nugget (L-V, desayuno de 7 - 10:30a, almuerzo de 10:30a – 3p. Cena nocturna 3:30-9p; brunch sábados y domingos de 7a-3:30p.)

 

Este buffet se encuentra en el segundo piso del hotel, lejos de las multitudes y la actividad de uno de los resorts más exclusivos del centro de Las Vegas. Puedes sentarte en el comedor principal o en la piscina, si lo prefieres.

 

La estación cocina de pastas en vivo es una buena forma de llevar la hora del almuerzo, y todo lo que se sirve es fresco. Yo mismo iba caminando, así que no probé todas de las más de 100 opciones, pero si lo pensé. Sin duda es un gran lugar para disfrutar antes de caminar por Fermont Street Experience.

Studio B en el M Resort (L-J, almuerzo de 11a – 2:30p, cena de 2:30 – 8:30p. Brunch sábados y domingos de 11a – 8:30p.)

 

No necesitas una maestría para saber que el Studio B Buffet del M Resort es una experiencia de 10. Más de 200 opciones; estaba ansioso por probar el mayor número posible.

 

Nada decepcionado. Gran variedad y el precio de la comida incluía bebidas para adultos, lo que es una gran ventaja. Los platillos asiáticos e indios son particularmente destacables, pero no había respuesta errónea aquí.

 

Día 2

Después de esa increíble aventura en la cena, no podía esperar por el encore. Mi plan de ataque fue desatunar en el Red Rock Resort del Summerlin que se encuentra a unas cuantas cuadras del centro. Después regresé a The Strip para el Excalibur buffet y para terminar con este paquete, cena en el Bacchanal buffet que se encuentra dentro del Caesars Palace.

The Feast en el Red Rock Resort (L-S, desayuno de 8 – 11a, S-J, almuerzo de 11a – 3:30p, V-S almuerzo de 11a – 3p, cena nocturna de 3:30-9p, brunch en domingo de 8a – 3:30p.)

 

No por nada este lugar se llama El Banquete. En Red Rock, la joya de la cadena de casinos de Las Vegas, encontrarás una variedad enorme de opciones para el desayuno, que incluyen una estación de cocina en vivo. El buffet en si es elegante y ya había cenado ahí, entonces era muy consciente de la variedad y la calidad de la comida. Buen comienzo para el día.

El buffet en el Excalibur (L-V desayuno de 7 – 11ª, almuerzo de 11a – 4 p, cena de 4 – 10p. Brunch de sábado y domingo de 7a – 3p, cena de 3-10p.)

 

Después de una remodelación de 6.2 millones de dólares hace algunos años, el nuevo buffet en el Excalibur no se parece en nada a sus predecesores. El nuevo diseño contemporáneo es una gran actualización y la comida definitivamente vale la pena. El taco de pollo adobado y los tortellini con camarones son bastante sabrosos. Disfruté de un bar de helados sumergidos a mano en la estación de postres. Las crepas hechas a la orden también se veían deliciosas.

Bacchanal Buffet en el Caesars Palace (L-V brunch, 3:30a – 3p, S-D brunch de 8a – 3p, cena nocturna de 3 – 10p.)

 

¿Qué mejor lugar para terminar con dos días de comida increíbles que en el Buffet Bacchanal del Caesars Palace? Encontrarás más de 500 opciones de comida servidas diariamente (incluyendo más de 100 tipos de pastelillos) y con nueve estaciones de cocina abiertas con chefs preparando los platillos.

 

Lo que me impresionó fueron las porciones pre-servidas que ya se hicieron especialmente para ti, como los camarones, la sémola y el ceviche con ensalada de mango. Es el sueño de cualquier amante de la comida, desde el bar mexicano con guacamole fresco y salsa de lima, hasta el cangrego de la nieve y las ostras frescas y fritas, hasta el pad Thai. Terminé esta comida con un helado de Nutella.

 

Después de completar el desafío, me acordé de cómo el paisaje de buffet en Las Vegas ha evolucionado de todo lo que puedas comer a todo lo que quieras comer. Si te gusta comer, ¡es un desafío que vale la pena aceptar!